El desbordamiento del embalse es considerable, las obras de ampliación siguen adelante a pesar de las constantes quejas por el impacto mediambiental que ya no es cuestión de ahora sino que ya viene de largo, es más, viene de muy largo, la presa fue finalizada en 1955, en el año 1959 se constata la mayor avenida del rio Sil que se llevó por delante todas las previsiones con las que se preparó la presa. A partir de ese año se hicieron varias reformas en relación con las compuertas de desalojo superior, con el tunel que se usara al principio para desviar el curso del rio, el cual quedó afectado por la riada del 59 y posteriormente anulado por completo. Las reformas actuales además de ampliar la capacidad generadora que pasará de 264 a 440 MW. reforzarán la capacidad de desalojo por el interior de la montaña.

Un saludo muy cordial desde la zona sur de Lugo.

Jose Luis.