El fiscal investiga el origen de los 300.000 metros cbicos de lodos con metales, hidrocarburos o materia orgnica, que llenaran un tercio del Bernabu.



Los 300.000 metros cbicos de lodos contaminados con metales y materia orgnica que ocupan el 80% del vaso de la presa del ro Aulencia, ubicada entre los municipios de Colmenarejo y Valdemorillo y dentro del Parque Regional del Curso Medio del ro Guadarrama, llevan aos esperando que alguien acometa su limpieza. En 2006, la Confederacin Hidrogrfica del Tajo (CHT), organismo del Ministerio de Medio Ambiente y responsable de su mantenimiento, anunci que estaba estudiando el mejor sistema para deshacerse de los residuos. Siete aos despus, el fango txico (que llenara un tercio del estadio de ftbol Santiago Bernabe) contina en el mismo lugar, dos kilmetros por debajo de la potabilizadora del pantano de Valmayor. En sus orillas siguen tambin los carteles que prohben el bao por tratarse de aguas cenagosas.

La Fiscala de Medio Ambiente de Madrid, encabezada por Antonio Vercher, ha abierto una investigacin de oficio que trata de concretar la procedencia de los lodos y las razones por las que se produjeron. Las diligencias practicadas se dirigen a diferentes instituciones, entre las que se encuentran el Canal de Isabel II y la CHT. Fuentes de la Confederacin explican que estn a la espera de que la Fiscala finalice sus indagaciones.

Un informe del Centro de Estudios y Experimentacin de Obras Pblicas (CEDEX), encargado por el Patronato del Parque Regional, advirti del estado de las aguas en 2005. En ese momento, se detectaron restos de 12 metales (como cadmio, cromo, cobre, hierro o manganeso), 74 contaminantes (derivados de jabones, hidrocarburos, disolventes y productos textiles, entre otros) y 31 compuestos en el residuo slido, como hidrocarburos o azufre. Los residuos haban inutilizado el estanque, eliminando la fauna pisccola, adems de producir malos olores.

Su naturaleza, aada el texto, parece corresponder a restos procedentes de la estacin potabilizadora que trata las aguas del embalse de Valmayor y de las residuales de Colmenarejo. El Canal de Isabel II niega que hayan salido lodos de la planta en ningn momento. La CHT mantiene, sin embargo, que esas son la procedencias de los contaminantes, que llegaron al embalse despus de que la presa, construida en 1945 para abastecer de agua potable, se cerrase en 1975 al entrar en servicio el embalse de Valmayor.

En el ltimo control de la calidad fsico-qumica de las aguas del presa, que la CHT realiza peridicamente, se aprecia que el exceso de concentracin de manganeso se ha ido reduciendo hasta llegar a cero en la ltima campaa, posiblemente debido a la no remocin de fangos. Al mismo tiempo, fuentes del organismo indican que la carga contaminante del embalse no se transmite por va subterrnea y que el estado ecolgico del tramo fluvial del ro ubicado aguas abajo de la presa es calificado como bueno o muy bueno. Tampoco existe peligro en cuanto al abastecimiento de agua potable, porque los municipios ya no se nutren del embalse, dicen.

Tericamente los lodos se quedan abajo, pero cuando hay lluvia fuerte o tormenta las aguas rebosan y salen aguas abajo, mantiene Carlos Gonzlez-Ameza, concejal de Alternativa por Colmenarejo y miembro de Ecologistas en Accin. Se queja de que: El fango sigue ah a pesar de las denuncias que se han interpuesto a lo largo de los aos". Santiago Martn Barajas, de la misma organizacin conservacionista, aade que si la presa se rompiera por el empuje los lodos, estos invadiran el cauce del Aulencia, afluente del Guadarrama, que desemboca en el Tajo. Sera un desastre, asegura. Y si alguna persona cayera al embalse, no podra salir debido a que los lodos se lo impediran.

La alcaldesa de Colmenarejo, Nieves Roses, del PP, aclara que han hecho todo lo posible dentro del mbito municipal para la recuperacin de la presa. Valdemorillo tambin se suma a la peticin de rescate del embalse. Todo el mundo est de acuerdo en que hay que limpiar los lodos. Ahora queda saber quin lo har, de qu forma y la fecha concreta.

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/09/...74_891616.html