Con este ritmo de subida, como tengamos una primavera medianamente lluviosa, veremos el espectáculo de las compuertas abiertas